EL 25% DE LOS CENTROS COMERCIALES EN ESTADOS UNIDOS CERRARÁN EN LOS PRÓXIMOS 5 AÑOS

Entre el 20% y el 25% de los centros comerciales estadounidenses cerrarán dentro de cinco años, según un nuevo informe de Credit Suisse presentado en junio de 2017. Ese tipo de caída no tendría precedentes en la historia de ese país.

Las razones no son nada nuevo, los clientes están comprando en línea más que nunca, y se espera que esa tendencia siga creciendo. El tráfico de peatones en los centros comerciales ha estado disminuyendo durante años.

El informe estima que a medida que cierren los centros comerciales, las transacciones en línea crecerán del 17% de las ventas minoristas actuales, a representar el 35% para el 2030.

También hay, simplemente, demasiadas tiendas después de años de construcción de nuevos centros comerciales lo que causó una burbuja de sobreoferta.

Muchas cadenas de tiendas departamentales que sirven como principales anclas de centros comerciales están cerrando locales, incluida Sears Holdings, que clausurará 150 de sus almacenes de marca Sears y Kmart, JCPenney, que eliminará 138 establecimiento, y Macy’s, tiene en planes suprimir 68 localidades.

Tom McGee, CEO del Centro Internacional de Centros Comerciales, opina que las tasas de ocupación en esta industria siguen siendo un 93%, cifra que es muy saludable. Según McGee aunque el cierre de cada tienda es doloroso, como un porcentaje del total de metros cuadrados de venta minorista en ese país, es un porcentaje muy pequeño. Claramente existe una competencia hoy en día que no existía en el pasado, pero confían que los centros comerciales continúen como un lugar de reunión social.

En la actualidad el proceso de compra comienza mucho antes de ir a un centro comercial y visitar una tienda física. Las ventas también pueden tener lugar en el entorno de comercio electrónico en Estados Unidos:

El 96% de los consumidores hace una búsqueda en línea antes de decidir ir a la tienda

El 95% investiga el producto antes de comprarlo en la tienda física

El 92% pasa más tiempo haciendo una búsqueda en línea que dentro de la tienda

93% comprueba si pueden comprar en línea

87% comprueba en línea si la tienda a la que intentan llegar tiene el producto que desean

72% compran en tiendas en línea que nunca habían conocido personalmente

66% compran en línea y recogen el producto en la tienda